Mi perro vomita espuma blanca: ¿por qué?

El vómito blanco en perros con textura espumosa es algo bastante habitual que suele causar gran impacto en los tutores, ya que se suele relacionar con graves enfermedades. Sin embargo, existen muchos motivos por los que los perros vomitan espuma blanca, y algunos de ellos son completamente inofensivos. Continúa leyendo y descubre por qué los perros vomitan espuma blanca.

Vómito blanco y espumoso en perros: causas

Generalmente, cuando un perro tiembla y vomita espuma blanca se debe a un problema gastrointestinal derivado de exceso de aire en el estómago. Cuando esto ocurre, tu perro vomitará jugos gástricos si su estómago está vacío y, al mezclarse con la saliva, producirá espuma blanca.

Las principales causas que provocan que un perro eche espuma por la boca son las siguientes:

Dispepsia

La dispepsia es una sensación de malestar en el estómago que puede venir derivado por múltiples causas. En el caso de los perros, las comidas copiosas suelen ser el principal motivo. Si sufre dolor, tu mascota podría tratar de purgarse mediante la ingesta de pasto, lo que le provocaría vómito con espuma blanca en el caso de que tenga el estómago vacío.

Si el vómito provocado por el malestar de estómago es puntual, no es necesario hacer nada. No obstante, si se prolonga en el tiempo, es importante visitar a un veterinario para que efectúe un diagnóstico y aplique el tratamiento adecuado.

Tos de las perreras

La tos de las perreras es una enfermedad respiratoria infecciosa que suele contraerse en lugares cerrados donde conviven otros perros. Esta enfermedad tiene muy buen pronóstico y suele cursar con tos y mucosidad, igual que un resfriado común. Además, puede provocar que vomite flema blanca con textura espumosa.

La tos de las perreras es de fácil diagnóstico, por lo que tu veterinario podrá informarte si la sufre o no con escaso margen de error. A modo preventivo, existe una vacuna contra la bacteria Bordetella bronchiseptica, que es la que provoca la tos de las perreras. Contacta con tu veterinario si necesitas más información.

Reflujo gastroesofágico

El reflujo gastroesofágico, también denominado reflujo ácido, es el retroceso del ácido estomacal desde el estómago hasta el esófago, provocando una sensación de ardor. Se trata de una afección muy habitual después de una comida copiosa. En los casos más extremos, tu perro puede llegar a vomitar bilis, provocando que tu perro eche espuma blanca y amarilla.

Para evitar que esto ocurra, debes racionalizar y limitar la comida que le das al perro, evitando que pueda comer mucho en pocas tomas. Visita nuestra guía sobre la cantidad de comida ideal para un perro.

Torsión estomacal

La torsión estomacal es una grave afección que se produce cuando el estómago del perro rota sobre sí mismo, provocando que los gases y líquidos se queden atrapados en el interior y cause una dolorosa hinchazón. Uno de los primeros síntomas de la torsión estomacal son temblores y vómitos de espuma blanca.

Si no se actúa de inmediato, pueden surgir complicaciones como la peritonitis, la necrosis o la perforación gástrica, todas ellas potencialmente mortales para nuestro amigo canino. Visita a tu veterinario ante la menor sospecha de que tu perro pueda estar sufriendo torsión estomacal.

Insuficiencia renal

Esta enfermedad provoca un fallo en los riñones que impide la correcta filtración de orina. Cuando esto ocurre, los tejidos del mismo se ven dañados y reemplazados por tejido cicatricial que no tiene ningún tipo de función, agravando el problema.

La insuficiencia renal puede ser aguda, es decir, provocada por la ingesta de algún alimento tóxico, o crónica. Ambas necesitan tratamiento, por lo que debes visitar a tu veterinario ante la menor sospecha. Los vómitos de espuma blanca son uno de los principales síntomas de esta enfermedad.

Los vómitos con espuma blanca pueden ser síntoma de múltiples afecciones.

Pancreatitis

La pancreatitis es una inflamación del páncreas, que puede ser de naturaleza o crónica, y que puede tener distintos niveles de gravedad. Este órgano tiene una importancia vital en la digestión, ya que es el encargado de secretar las enzimas que ayudan a digerir los alimentos.

Los perros que sufren pancreatitis suelen vomitar con frecuencia, lo que puede venir acompañado por espuma blanca en la boca. Si esto ocurre, es importante acudir al veterinario en el menor tiempo posible.

Parvovirus canino

El parvovirus canino es una enfermedad de origen vírico y potencialmente mortal, que se contagia por contacto directo entre perros y produce una alteración en las vellosidades del intestino, provocando diarrea con sangre, mal olor en las heces o vómitos con espuma blanca.

¿Qué hacer si mi perro vomita espuma blanca?

Si tu perro vomita espuma debes recurrir, en cualquier caso, al veterinario para descartar enfermedades graves. Si los vómitos van a acompañados de temblores o dificultades para respirar, es indispensable que recurras a un profesional. Sin embargo, si el motivo por el que tu perro vomita espuma blanca es de poca importancia, puedes probar con remedios caseros para evitar vomita espuma. Por ejemplo, si el vómito se ha producido por la ingesta de pasto.

En estos casos, es recomendable que nuestro perro esté sin comer durante doce horas y, posteriormente, introduzcas alimentos suaves como pollo hervido con arroz en pocas cantidades. Si lo tolera correctamente, puedes aumentar la frecuencia y cantidad de comida hasta recuperar los niveles habituales.

Daniel López
Ver perfil completo Daniel López

¡Hola a todos! Me llamo Daniel López, y parte del contenido que escribo es elaborado por una inteligencia artificial. Todos mis artículos son cuidadosamente revisados por un editor humano para asegurar su calidad y veracidad.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

PerrosRazaPequeña
Logo