¿Debo dejar a mi perro con un familiar?

Van a llegar las vacaciones y tienes planeado tu próximo destino. Cualquier viaje, si tienes perro, puede convertirse en una pesadilla si no lo dejas todo atado de antemano. Saber con quién dejar a tu perro durante tu viaje es una decisión de suma importancia, especialmente para tu mascota. ¿Es dejar a tu perro con un familiar la mejor opción? En este artículo te lo contamos.

¿Por qué dejar a tu perro con un familiar?

Aunque existen excepciones, la mayor parte de las veces dejar a tu perro con la familia es una opción de éxito. En concreto, aquellos perros de carácter tranquilo, o tímidos, preferirán quedarse con alguien de confianza. A continuación te mostramos las variables que has de tener en cuenta para decantarte por esta decisión.

Tu perro está muy apegado a ti

Si tu perro es poco independiente y le has acostumbrado a pasar mucho tiempo a tu lado, sufrirá si lo dejas con desconocidos. Estos casos, en los que se encuadran las razas más cariñosas, lo ideal es dejarlos con alguien de confianza. Un familiar al que conozca puede ser una opción ganadora.

Perros a los que les cuesta socializar

Existen ejemplares y razas a los que les cuesta socializar más que a otros. Para evitar esto, lo ideal es que lo acostumbres a tratar con otras personas y animales desde cachorro. Así y todo, si tu perro ha desarrollado un carácter introvertido, lo pasará mal cuando esté con desconocidos. Si no quieres que sufra, puedes dejarlo con un familiar de confianza.

Perros con alto nivel de actividad

En este caso nos centraremos en el sufrimiento de tu familiar, y no en el de tu perro. Los perros muy activos tienden a desesperar a aquellos que no están acostumbrados a tratarlo. Si tienes un familiar que conozca las necesidades de tu perro tan bien como tú, puede ser la mejor opción para que lo cuide durante tus vacaciones.

Otros casos

Si tu perro no se encuadra dentro de ninguno de los grupos anteriores, podrás ser más flexible a la hora de tomar la decisión de quién debe cuidarlo. Generalmente, lo ideal es dejarlo con alguien de confianza. Si, por el contrario, decides dejarlo en una guardería de mascotas, puedes dejarle algún objeto que pueda asociar a ti tanto visual como sensitivamente. Por ejemplo, una camiseta que pueda oler o morder, le ayudará a tenerte cerca cuando no estés.

¿Qué te ha parecido este artículo? Si te ha gustado, puedes visitar nuestra sección de cuidados.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta